Alineaciones de menhires, Carnac

Alineaciones de menhires, Carnac


Alineaciones de menhires, Carnac - Historia

El complejo de Carnac:

Esta región particular de Francia contiene una de las concentraciones más altas de actividad megalítica en toda Europa. Incluye círculos de piedra, alineaciones, dólmenes, menhires, montículos de paso y túmulos. Las alineaciones son las más grandes del mundo y se estima que alguna vez incluyeron más de 4.000 piedras (ahora alrededor de 3.000).

Ha habido varias fases distintas de construcción en Carnac, con raíces que se remontan al 6850 a. C. (4)

Carnac se encuentra en la latitud única de la Tierra en la que el sol del solsticio, tanto en verano como en invierno, forma un triángulo pitagórico perfecto con respecto al paralelo de latitud, es decir, al eje equinoxial este-oeste del sitio. A su vez, este triángulo 3: 4: 5 es el primero del conjunto triangular pitagórico y se expresa en las dimensiones del monumento Crucuno. (8)

(Más sobre cuadrángulos y su latitud)

Carnac es uno de los complejos megalíticos más grandes de Europa, y si bien es tentador ver la región como una colección de sitios separados, debe reconocerse que Thom (2) estableció una conexión astronómica entre sitios, y que en el Neolítico Edad, el nivel del mar en el área era aproximadamente 30 pies más bajo de lo que es hoy, eliminando cualquier barrera física entre los sitios (como Gavr'inis y Er-Lannic). La reutilización de megalitos en el área se puede utilizar para determinar conexiones entre sitios que de otro modo no estarían relacionados, como entre los montículos de paso de Gavr'inis y La Table des Marchands, por ejemplo, los cuales incorporaron piezas de un monumento anterior en sus estructuras. (capstones) alrededor del 3.100 a. C.

A pesar de toda la actividad en la zona, se nota que la comarca en su conjunto presenta una completa carencia de viviendas neolíticas lo que ha obligado a algunos prehistoriadores a concluir que los núcleos de población pudieron haber existido en la costa, que se encuentra por debajo de la actual. el nivel del mar.

Origen del nombre 'Carnac':

J. Michell dice que el sitio fue nombrado Carnac en honor al Karnak egipcio por el Conde Maudet de Penhouet (1), aunque la encuesta de 1864 por M. Bertrand ofrece una imagen diferente, rastreando la determinación 'ac' a la frecuencia de megalitos, sugiriendo que el nombre tiene una raíz prehistórica común. La misma determinación es común en los nombres de lugares irlandeses, galeses y escoceses, donde se ve como 'ach'.

Carnac es el hogar de algunos de los primeros megalitos de Europa. Muestra varias fases distintas de construcción, denotadas por la reutilización ocasional de monumentos existentes. El siguiente es un desglose básico de las principales fases de construcción prehistórica en Carnac.

El carbón vegetal del Túmulo de St. Michel (ver más abajo) ha sido fechado por radiocarbono en el 6850 a. C. (4).

La primera gran fase de construcción en Carnac está en c. 4.500 AC como lo ilustran los siguientes ejemplos:

El montículo del pasaje de Kercado, al sureste de la alineación de Kermario, produjo fechas de radiocarbono de 4.700 a. C. El montículo está rodeado por un círculo de piedras y tiene un menhir en su cima. La entrada de la cámara está orientada a 32 ° al sur del este, casi exactamente hacia el amanecer en pleno invierno. (3)

La segunda gran fase de construcción se encuentra en el año 3.300 a.C., como lo ilustran los siguientes ejemplos:

Carnac se encuentra en la latitud única de la Tierra en la que el sol del solsticio, tanto en verano como en invierno, forma un triángulo pitagórico perfecto con respecto al paralelo de latitud, es decir, al eje equinoxial este-oeste del sitio. A su vez, este triángulo 3: 4: 5 es el primero del conjunto triangular pitagórico.

  • Las entradas a los montículos del pasaje de Gavrinis y Kercado están orientadas al solsticio de invierno. Ambos montículos de paso están fechados alrededor del 3.300 a. C.

  • La última sección de la alineación de Kermario está en línea con la puesta del sol del 21 de diciembre (234,2 ) y / o la salida del sol del 21 de junio (54,2 ).

  • El Gran Menhir Brisé fue una vez una `` vista trasera '' lunar para varias otras construcciones en el área, todas ubicadas para poder calcular con precisión el ciclo lunar completo de 18,6 años. (2)

Técnicas de construcción - Los constructores de Carnac eran albañiles de piedra claramente calificados y, como tales, eran expertos en técnicas como la extracción y el corte de piedras duras como el granito (que era la piedra preferencial de los constructores megalíticos de toda Europa). Las siguientes tomas de Carnac ilustran que el método utilizado hace 5.000 años era similar al utilizado por los albañiles de hoy.

Monumentos destacados en Carnac:

Los siete "grandes" túmulos.

Escondidos entre los miles de megalitos de la zona se encuentran siete grandes túmulos, varios de los cuales se extienden por más de 100 m de longitud y se elevan a una altura promedio de más de 10 m. Estos túmulos han producido productos fechados por radiocarbono de fechas tan lejanas como 6,850 a. C. (4), lo que los convierte en parte fundamental de cualquier paisaje prehistórico de Carnac.

Túmulo St. Michel - El propósito inicial de este montículo era claramente funerario, ya que el quiste de piedra sellado en el interior produjo una gran cantidad de cabezas de hacha de jadeíta finamente elaboradas y otros bienes preciosos como cuentas de turquesa, junto con restos humanos quemados. Es interesante notar que el Tumulus St. Michel estaba orientado cardinalmente en esta época temprana y estaba ubicado de manera que incluyera vistas de islas pequeñas tanto al este como al oeste.

El santo patrón de Carnac es St Corn ly, que también es el santo patrón del ganado, y un culto al toro todavía perdura en la iglesia parroquial del túmulo St. Michel, que ' muestra una imagen del santo bendiciendo dos lienzos de toros rodeados de menhires y dólmenes. (1) Las raíces de este culto se remontan a los primeros hallazgos en la región de Carnac en el 6850 a. C. (4), que casualmente provienen de debajo de la misma iglesia.

Las cuatro alineaciones principales van hacia el este desde la aldea de Le Menec, parte de la cual se encuentra dentro de un gran círculo de piedra, que el profesor A. Thom determinó que estaba hecho con una base geométrica. Se cree que las alineaciones se erigieron alrededor del 3.300 a. C. (7).

Las alineaciones comienzan en el pueblo de Le Menec, con un gran círculo de más de 60 megalitos.

Ahora solo quedan alrededor de 3.000 piedras en estas alineaciones, pero se estima que originalmente había más de 4.000.

Las principales alineaciones en 'Kermario' (izquierda). y 'Le Menec' (derecha)

(Aunque solo hay once filas visibles hoy, se ha determinado que originalmente eran doce) (1)

Las 12 filas paralelas se graduaron en altura comenzando con las piedras más grandes en el oeste (el extremo de la aldea), disminuyendo en altura hasta que la alineación termina en otro círculo en forma de huevo. Las piedras no solo se clasifican a lo largo de las alineaciones, sino que a través de ellos también, lo que sugiere que se llevó a cabo una cantidad sustancial de planificación y preparación antes de colocar las piedras, y que se seleccionaron de acuerdo con algunos criterios que solo ahora podemos adivinar.

Nota: una gran cantidad de piedras en estas alineaciones tienen una marca roja de una encuesta realizada por Le Rouzic. En general, se cree que esto significaba que había vuelto a colocar estas piedras en su lugar, pero el significado exacto de estas marcas se perdió cuando murió antes de completar sus documentos.

Se cree que el 'Gigante' de Menec, que se encuentra dentro de la alineación de 'Le Menec', fue parte de una fase de construcción anterior.

La próxima concentración comienza de nuevo en Kermario 'El lugar de los muertos', con el montículo de pasaje distintivo entre alineaciones. Nuevamente, las líneas comienzan con las piedras más grandes primero (más de 7 m de altura), y se gradúan en tamaño a medida que avanza hacia el este.

Los conjuntos de alineaciones tienen 'codos'en ellos, similares a los que se ven en el Cursus' en Inglaterra. La naturaleza de estas alteraciones en la orientación a lo largo de su longitud es un tema de mucho debate, aunque en general se considera astronómico, esto aún no se ha probado completamente. Lockyer demostró que los cambios en la orientación de los templos egipcios se debieron a la reorientación para adaptarse a los lentos movimientos de los cielos, como el causado por la procesión de los equinoccios.

Las alineaciones más pequeñas 'Kerlescan' y 'Petit Menec'.

Geometría no solo en forma de círculos, sino también un raro ejemplo del 'cuadrado de piedra' o rectángulo en Crucuno.

El Crucuno Quadrangle es uno de los pocos en Europa que parecen mostrar una relación entre su latitud y sus dimensiones. Thom encontró que Crucuno mide 30 yardas megalíticas por 40 yardas megalíticas, creando un triángulo 3: 4: 5: las piedras de la estación de Stonehenge están proporcionadas de acuerdo con el segundo triángulo pitagórico a las 12:13:15.

Otras alineaciones en Carnac.

Le Grand Menhir Alignment - (Lochmariaquer) originalmente 19 menhires. Ahora destruido.

Keriaval - Varias líneas parciales. Mal estado de conservación.

Kerzerho - 1 km al SE de Erdevan. Alineación de 2 km de largo que corre de NW a SE. 10 filas de más de 1000 piedras.

Los gigantes de Kerzerho: perpendicular a la fila norte en el extremo oeste.

La Chaise de Cesar (Silla Ceasers) - (2km al SE de Erdevan) - Corre de NO a SE. círculo de piedra al final.

St. Barbe - Al menos cuatro filas, saqueadas en gran medida para construir el pueblo.

San Pedro de Quiberon - Asociado a un círculo de piedras.

Vieux Moulin - (Norte de Plouharnel). Seis piedras en una línea.

Las construcciones de Lochmariaquer, tal como las vemos hoy, tienen un vínculo común a través de Le Grand Menhir, que ahora ha caído. El túmulo de Er-Grah (orientado cardinalmente) y La Table des Marchands (orientado al solsticio de verano) ambos muestran una reutilización de monumentos existentes que tuvo lugar en el área alrededor del 3300 a. C., ya que ambos contienen partes de uno de los monumentos originales. menhires de la alineación Grand Menhir en Lochmariaquer. Esto también representa un cambio en el pensamiento de los constructores que parecen haber construido estructuras en este momento que estaban orientadas predominantemente hacia el sol en lugar de hacia la luna.

  • Más sobre Le Grand Menhir Bris .

  • Más sobre el túmulo de Er Grah.

  • Más sobre La Table des Marchands.

El montículo del pasaje de Gavr'inis:

El montículo del pasaje de Gavr'inis ha revelado varias pistas importantes sobre la región. La piedra angular fue una vez parte de una piedra más grande, que probablemente fue parte de la gran alineación de 19 piedras en Lochmariaquer (y de la cual Le Grand menhir Bris era la piedra más grande). En primer lugar, se nos recuerda que en el momento en que se construyó el montículo (c. 3.300 aC), el nivel del agua en el área era sustancialmente más bajo que en la actualidad y la ruta de un sitio a otro habría sido posible a pie.

Podemos ver en esta particular fase de construcción que los grandes monumentos existentes se reutilizaron para nuevas construcciones a gran escala en la zona, que también incluían las alineaciones, y todos los monumentos existentes en Lochmariaquer. Dentro de estos monumentos podemos ver un cambio en el pensamiento de orientaciones predominantemente lunares a solares.

El interior del montículo del pasaje de Gavr'inis tiene una de las muestras de arte neolítico más ricas de Europa. Se ha observado que existe una similitud entre el estilo de arte de Gavr'inis y el de los pasadizos del complejo Boyne-Valley en Irlanda, que se construyeron al mismo tiempo y que comparten una orientación similar.

Otros montículos de Pasaje en el área de Carnac.

Kercado - Fechado en 4.600 a. C. Este es el montículo de paso más antiguo de la zona.

La Table Des Marchands - Construido en el 3300 a. C. sobre la piedra de remate preexistente.

Menhires en la zona de Carnac.

Hay varios menhires grandes en el área de Carnac, entre ellos el menhir de 20 m de largo llamado 'Le Grand Menhir Bris' (La piedra grande y rota), que ahora se encuentra en cuatro piezas donde cayó.

Esta última piedra restante es solo una de las 19 originales, que parecen haber sido retiradas y reutilizadas en otras partes del área alrededor del 3300 a. C. En la década de 1980, los arqueólogos determinaron que las piedras de remate de Gavrinis, La Table des Marchands y Er grah, eran todas parte de la misma piedra, y una de las 18 faltantes. Se especula que las otras 17 piedras todavía pueden estar algún día localizadas ( quizás también en pedazos), y también habiendo sido reutilizado para otras construcciones de la zona.

El profesor A. Thom determinó que Le Grande Menhir Brise® estaba posicionado de modo que fuera un visor lunar gigante para varios otros lugares cercanos.

Algunos ejemplos de los numerosos menhires de Carnac.

Les Círculos de piedra (Cromleques):

Todavía hay varios círculos de piedra visibles en el área, incluidos dos círculos parcialmente sumergidos en la pequeña isla de Er Lannic, justo al lado de Gavrinis. Ahora se cree que alguna vez hubo un círculo (o Cromleque) al final de cada una de las alineaciones principales.

El profesor Alexander Thom determinó que este círculo se basaba en un triángulo 3,4,5, cuyos lados eran 15, 20 y 25 MR (también encontrado en Gran Bretaña).

Las piedras definen los contornos de los jardines en un pueblo construido principalmente a finales del siglo XIX.

Er-Lannic. (Círculos gemelos) - Los círculos gemelos de Er-Lannic ahora están parcialmente sumergidos y solo son visibles momentáneamente en el viaje en bote al montículo del pasaje de Gavr'inis.

Estos círculos se han fechado alrededor del 3.000 a. C., se encontró que tenían varias marcas de copa y los valores atípicos (ahora sumergidos) sugieren una influencia astronómica.

Otros círculos de piedra en el área de Carnac:

Kermario - Extremo occidental de las alineaciones de Kermario. Agujeros de piedra debajo del aparcamiento actual.

Crucuno - 2 km al norte de Le Menec. Cuadrilátero de 40-50 m de diámetro.

Kercado - Túmulo con círculo de piedra circundante. 35-40 m de diámetro.

San Pedro de Quiberon - Zona sur de la ciudad. Piedras de 1,5 m de altura. Asociado con la alineación.

Ile aux Moines - Isla en el Golfo de Morbihan con 3 dolmen, un menhir y un círculo de 48 piedras.


Los megalitos de Carnac

Las alineaciones son hileras de menhires (menhires), que van desde una hilera de unas pocas piedras hasta varias hileras de cientos de piedras. Las más famosas son las cuatro alineaciones de Carnac: Le Menec, Kermario, Kerlescan y Le Petit Menec (de oeste a este). Pero no muy lejos, en Kerzerho y Ste. Barbe, hay otras alineaciones grandes y complejas.

Le Menec


West End

Extremo este
Aproximadamente 1200 metros de largo, de suroeste a noreste
12 líneas de casi 1100 piedras, comenzando y terminando con círculos de piedra aplanados
Aproximadamente a la mitad, las filas se doblan 6.5 ° filas no paralelas, convergen hacia el este
La altura media de las piedras es de 1 metro, pero 1,5 m en el extremo este y 3 m en el extremo oeste.
Kermario

West End

Línea parcial
Aproximadamente 1000 metros de largo, corriendo de suroeste a noreste
7 líneas principales + 3 filas parciales de más de 1000 piedras, probablemente con un círculo de piedras en el extremo oeste
Las filas tienen tres curvas también convergen hacia el este
El dolmen en el extremo suroeste de las líneas es mucho más antiguo que las alineaciones.
El menhir de Manio cerca del extremo este tiene líneas serpenteantes paralelas talladas cerca del fondo y una tumba (también puede ser más antigua que las alineaciones)
Kerlescan

Mirando al oeste a Barrel Cromlech

West End
Aproximadamente 355 metros de largo, de suroeste a noreste, en forma de abanico
13 líneas de más de 300 piedras, 78 mx 74 m
Cromlech cuadrilátero o de barril en el extremo oeste
Al igual que Le Menec y Kermario, las piedras del extremo oeste son mucho más grandes que las del este.
Al norte de las líneas hay un cromlech de 90 m de diámetro y un dolmen
Le Petit Menec

Malmente destruido y no mantenido
2-3 líneas curvas de más de 300 metros aproximadamente a la mitad a lo largo de 6 o 7 filas adyacentes a la parte sureste de la curva
Fueron más de 250 piedras, pero muchas fueron tomadas en el siglo pasado para construir el faro en Belle-Ile.
Keriaval
Varias líneas parciales, muy mal destruidas.
Las líneas parecen correr hacia el noreste
Kerzerho
Alineaciones
Gigantes de Kerzerho
1 kilómetro al sureste de Erdevan a unos 8 km al noroeste de Carnac
Aproximadamente 2 km de largo corriendo de noroeste a sureste
10 filas de más de 1100 piedras más una fila de piedras enormes (Los gigantes de Kerzerho) perpendiculares a la fila norte en el extremo oeste
Posiblemente un círculo en ruinas en el extremo oeste.
La Chaise de C & eacutesar
(Silla de César)


En un bosque a 2 km al sureste de Erdevan, entre el dolmen de Man & eacute Croc'h y Man & eacute Braz
También corre de noroeste a sureste (¿extensión del complejo Kerzerho?)
Círculo de piedra en el extremo este de las alineaciones
La foto de la derecha muestra por qué el sitio se llama Caesar's Chair
Ste. Barbe
Cerca del pueblo de Ste. Barbe, al noroeste de Plouharnel a unos 6 km al noroeste de Carnac
Al menos cuatro filas, muchas piedras saqueadas para construir una aldea.
St. Pi y egraverre de Quiberon Asociado con círculo de piedra
Vieux Moulin


Al norte de Plouharnel
6 piedras en una línea, algunas casi adyacentes
La línea no apunta a 3 enormes piedras verticales (una caída, parece la piedra angular de un dolmen) en una colina cercana, pero un poco al este (vea la foto del medio: la punta de la piedra vertical es visible sobre los árboles en el horizonte a la izquierda). La foto inferior muestra las 3 piedras macizas.

Todas las fotografías fueron tomadas por mí mismo, durante viajes a los megalitos de Carnac en 1980, 1983, 1994, 1998 y 2002. Todas las fotografías son de mi propiedad y no se pueden copiar ni utilizar sin mi permiso por escrito.


Piedras mágicas de Carnac, Bretaña

Con sus hileras de piedras erguidas, Carnac, en la costa sur de Bretaña, ha fascinado al hombre durante mucho tiempo. A lo largo del lado norte de la ciudad, alrededor de tres mil menhires, llamados menhires en francés, se extienden en alineaciones a lo largo de varios kilómetros. Los tres alineamientos principales son Le Ménec con 1.169 piedras, Kermario con 1.029 y Kerlescan con 555 piedras.

Los dólmenes, cámaras funerarias de piedras verticales que sostienen una losa horizontal, también se encuentran esparcidas por el campo, y Carnac cuenta con el túmulo de tumbas más grande de Europa continental: el túmulo de Saint-Michel. Los monumentos megalíticos están por todas partes y, al visitar Carnac, pronto te familiarizarás con el vocabulario. El centro de información Maison des Mégalithes, junto a Le Ménec Alignments, es el lugar al que acudir para obtener información o reservar una visita guiada.

Envuelto en misterio

Como cámaras funerarias, los dólmenes y túmulos pertenecen claramente a la función universal de enterrar a los muertos. Sin embargo, las alineaciones todavía están envueltas en un misterio. ¿Por qué el hombre erigió tantos menhires en filas? El folclore, las leyendas y las supersticiones han abundado durante milenios. Más recientemente, la arqueología y la investigación científica han arrojado algo de luz sobre la pregunta, pero todavía no lo sabemos con certeza. ¿Quizás Carnac era un sitio religioso, quizás incluso un lugar de peregrinaje, o las piedras estaban dedicadas o ligadas al sol o la luna, o formaban algún tipo de calendario para la agricultura? Sin embargo, una cosa es cierta: dado el esfuerzo requerido para remover grandes trozos de granito de los afloramientos locales y trasladarlos al sitio, donde luego fueron encajados en el suelo, debieron haber tenido una función importante en la sociedad que se estaba formando en ese momento.

Conectando con el pasado

Si las piedras pudieran hablar, tendrían esas historias que contar. Fueron erigidos entre el 3.000 y el 4.000 a.C., durante el Neolítico, cuando el hombre evolucionó de cazador-recolector a agricultor sedentario y comenzó a asentarse en aldeas. Durante este largo período hubo avances significativos en la agricultura y las herramientas, que permitieron al hombre cultivar, domesticar animales y dar forma a su entorno. El Museo de la Prehistoria, en el centro de la ciudad, lo explica y bien merece una visita.

Caí bajo el hechizo de los menhires a principios de la década de 1990 cuando visité Carnac por primera vez. Viniendo de Nueva Zelanda, nunca había visto nada hecho por el hombre tan viejo, y fue una experiencia conmovedora. Las piedras hacen una vista impresionante en sus líneas, como centinelas sagrados, todas similares, pero cada una es una estatua individual con su propio carácter único. Me sorprendió cómo estas simples formas de piedra, que imitan la forma humana erguida, me hicieron sentir conectado en el tiempo con el hombre primitivo y con todos aquellos que habían vivido alrededor de los menhires e interactuado con ellos durante miles de años.

La experiencia fue más rica porque en ese momento podías deambular entre las alineaciones e incluso sentarte en las piedras. No es de extrañar que las alineaciones principales se vallaran más tarde para protegerlas de más daños, en particular el desprendimiento de la tierra en la base de las piedras, causado por el número cada vez mayor de visitantes. En estos días, si quieres acercarte a las piedras, visita entre octubre y marzo cuando puedes entrar libremente a los recintos. Sin embargo, durante la temporada alta, solo es posible visitar el lugar participando en una visita guiada.

Durante esa primera visita, pasé la mayor parte de mi estancia explorando las alineaciones y también familiarizándome con el menhir más alto de Carnac, el Gigante de Manio de 6,5 metros de altura, sentado solo en el bosque, con solo un recinto de piedra bajo, Le Quadrilatère, como compañía. También conocí el centro de la ciudad con su plaza y la iglesia de St Cornély, boutiques turísticas y pequeñas galerías.

Carnac Plage

No fue hasta que regresé a Carnac unos años más tarde que me aventuré hacia el sur hacia la costa para descubrir un lado muy diferente de la ciudad: Carnac Plage, con su larga playa de arena blanca, la Grande Plage, donde el cielo se abre y el el horizonte se extiende, un marcado contraste con las alineaciones, donde árboles y piedra sobre piedra llenan el paisaje y lo anclan firmemente al suelo. Me llamó la atención cómo Carnac contiene la dualidad intrínseca de Bretaña, como dicen los bretones: armadura, la costa, y argoat, tierra adentro, tierra ligeramente arbolada.

Carnac Plage también tiene sus alineaciones, pero son de un tipo diferente: líneas de carpas de playa a rayas, pequeños veleros sobre las olas y colas de turistas y lugareños en el icónico glaciar, L'Igloo, viendo cómo se hacen los conos de gofres. mientras esperan a que uno se llene con algunos de los 170 diferentes sabores de helado disponibles.

Sigo volviendo a Carnac. Cada vez que deambulo por el centro de la ciudad, me siento un rato en la interesante iglesia de St Cornély, me saco de galettes y moules frites y pruebo otro sabor en L'Igloo después de pasear por la Grande Plage. Y siempre me atraen, con la misma sensación de asombro y asombro, los menhires, en particular el Gigante de Manio, que ahora se siente como un viejo amigo.


Las piedras megalíticas de Carnac: ¿un antiguo mapa cósmico?

Como participante en el Programa de Asociados de Amazon Services LLC, este sitio puede ganar con compras que califiquen. También podemos ganar comisiones por compras en otros sitios web minoristas.

los piedras megalíticas de Carnac son un conjunto de piedras intrincadamente colocadas en Bretaña. Es el monumento prehistórico más extenso del mundo. Esta megalítico sitio se cree que fue erigido durante el Neolítico, probablemente alrededor 3300 AEC, pero algunos pueden ser tan antiguos como 4500 a. C..

Como extensas filas de penitentes, las enigmáticas piedras de Carnac se colocaron en línea recta a través del accidentado territorio de Bretaña, haciendo guardia frente a las aguas del Cantábrico.

La tradición local ha dado lugar a una serie de leyendas interesantes sobre los menhires.

Aunque su presencia y configuración son verdaderamente misteriosas, los campesinos de la región encontraron la manera de explicarlos. Según una arraigada creencia, los megalitos son soldados romanos petrificados por Dios para proteger a San Cornelio, patrón de Carnac.

Otro sugiere que, de noche, las piedras cobran vida y avanzan hacia el mar para bañarse o beber.

Los famosos menhires neolíticos cerca de Carnac, Bretaña, Francia. Crédito de la imagen: Wikimedia Commons.

Se les ha atribuido poderes curativos y se creía que podían proporcionar fertilidad y ayudar a las personas que buscan el amor.

Las Piedras de Carnac no solo son uno de los monumentos prehistóricos más extensos del mundo, parecían igualmente importantes cuando fueron erigidas, y prueba de ello es la cantidad de piedras que estaban presentes en la zona.

Según los expertos, cuando se erigieron las piedras, había hasta 10 mil.

Hoy, después de miles de años, solo quedan 3.000, en cuatro grandes agrupaciones: Le Menéc, Kermario, Kerlescan y Le Pequeño Menéc.

Junto al pueblo de Le Menéc es donde comienza la alineación más numerosa.

Hay 1.099 piedras en once filas colocadas imitando a soldados o escolares, en orden de altura: la más grande mide 3,7 metros y la más pequeña solo 90 centímetros.

Se colocaron mirando al noreste en suaves ondulaciones a lo largo de una línea ligeramente curva.

Los megalitos de Kermario son más grandes, con megalitos que superan los 7 metros de altura y disminuyen de tamaño en un área de 1.200 kilómetros.

Los otros dos agrupamientos son más pequeños, pero Kerlescan se diferencia por una configuración cuadrada de las 540 piedras que lo componen.

Hileras de piedra de Kermario, Karnag, Morbihan, Bretaña. Crédito de la imagen: Wikimedia Commons.

Un monumento megalítico con forma de serpiente

Jerome Penhouet propuso, en 1826, que las cuatro alineaciones de Carnac formaban parte del cuerpo de una enorme serpiente que estaba representada en las tierras de Bretaña.

Sin embargo, diferentes épocas produjeron diferentes teorías que intentaban explicar el misterio detrás de las piedras.

Durante el siglo XIX se sugirió que se trataba de lugares dedicados al culto solar y lunar, mientras que otros autores pensaban que eran avenidas que conducían a los templos que ahora han desaparecido de la vista.

Atlante permanece?

Hans Hirmenech sugirió que las filas de menhires eran las tumbas de los soldados atlantes que habían muerto durante la guerra de Troya.

Además, James Fergusson propuso que la erección de estos monumentos debería conmemorar una especie de gran batalla que tuvo lugar en la antigüedad.

Otros eruditos que estudiaron las piedras megalíticas fueron más allá y propusieron que eran tumbas verdaderas y creyeron encontrar apoyo para este razonamiento en el significado de los nombres de algunos lugares: en bretón, una lengua de origen celta, Kermario significa & # 8220ciudad del muerto & # 8221.

Sin embargo, al formular la última teoría, parece que se ejerce ignorado el hecho de que el menhires son mucho más viejo que la apariencia de El Celtas en esta región.

El primero en aludir a la & # 8220 teoría del mapa celestial & # 8221 de Carnac fue André Cambry, quien sostuvo que las piedras de Carnac imitan las estrellas, los planetas y el zodíaco.

Después de Chambry, otros autores retomaron la idea y, en 1970, el ingeniero inglés Alexander Thom siguió los pasos de Gerald Hawkins en sus estudios sobre Stonehenge y los aplicó a Carnac.

Según Thom, el gran menhir caído de Locmariaquer era el centro de un inmenso observatorio astronómico capaz de predecir eclipses.

Sus medidas indican que desde este menhir gigantesco supermasivo era posible observar las ocho posiciones extremas de la Luna.

También propuso que el Carnac alineación fueron calculadoras solares, utilizado para corregir las irregularidades observadas en los movimientos de la Luna.

El inmenso menhir caído de Locmariaquer, conocido como Er Grah (la Piedra de las Hadas), medía más de 20 metros de altura y se cree que existió con una combinación de otros menhires que ahora se han ido. Este enorme menhir tiene un peso estimado de 280 toneladas.

Sigue siendo un profundo misterio cómo los pueblos antiguos lograron trasladar este y otros menhires a sus posiciones actuales, sin el uso de tecnología avanzada.


¿Por qué se construyeron las Piedras de Carnac?

"Barrera cognitiva"

El equipo de científicos franceses que descubrió las piedras submarinas en Carnac también sugirió que el inmenso complejo megalítico fue construido para servir como una barrera cognitiva para los habitantes del Neolítico. 14 Serge Cassen, Baltzer, Lorin, Fournier y Sellier. "Hileras de piedras submarinas neolíticas cerca de Carnac (Morbihan), Francia: resultados preliminares de un estudio acústico y submarino" Arqueología sumergida de la prehistoria, Ch. 9. págs. 99-110. Dada la proximidad del mar y la prevalencia de islas hundidas en la leyenda bretona, las Piedras de Carnac pueden haber servido como una especie de protección mágica contra la ira del mar & # 8211 una línea visible de división entre el hogar y el peligro. Esto se vuelve aún más interesante cuando se considera el enlace Atlante propuesto.

Las Piedras de Carnac, ceremonias y funerales

Sin embargo, una de las teorías más populares sobre el propósito de las piedras de Carnac es que cumplían una función funeraria.

Durante las décadas de 1950 y 1960, los niños locales todavía cantaban la leyenda del menhires a los visitantes de Carnac, de la siguiente manera: “Todas estas piedras fueron una vez un antiguo cementerio galo. Por cada muerto se levantaba una piedra si era un rico, era una piedra grande, si era un pobre, una pequeña ”. 15 Mohen, Jean-Pierre. Las alineaciones de Carnac: templos neolíticos. 2000. p. 4.

Se ha sugerido que la forma en que las piedras se alinean en los callejones era crear senderos ceremoniales para las procesiones fúnebres. Bordeada por menhires , estos caminos conducirían a un lugar de culto marcado por un recinto. Como el sistema está orientado de tal manera que los rayos del sol naciente bañan el lugar de culto propuesto con lo último de su luz, parece que se ha creado una atmósfera de divinidad a propósito. 16 Mohen, Jean-Pierre. Las alineaciones de Carnac: templos neolíticos. 2000. p. 60.

Otra ceremonia asociada con las Piedras de Carnac son los ritos de fertilidad.

Hasta tiempos muy recientes, todavía era costumbre que las parejas casadas jóvenes visitaran un menhir llamado La Vaisseau en Carnac a la luz de la luna. Allí, bajo la atenta mirada de sus padres, los recién casados ​​corrían desnudos alrededor de la piedra para asegurarse de tener descendencia. Se conocen ritos de fertilidad similares en toda Bretaña, lo que sugiere una asociación profundamente arraigada entre las piedras megalíticas y la fertilidad. 17 Healey, Tim. Los lugares más misteriosos del mundo. 1996. p. 47.

Una postal antigua que representa a dos mujeres en traje tradicional bretón en Carnac, bajo la luz de la luna.

Astronomía y alineaciones de Carnac

También se propone que las Piedras de Carnac tengan un significado astronómico.

Mientras inspeccionaba las piedras en la década de 1970, Alexander Thom afirmó que la orientación precisa de una de las alineaciones podría corresponder con los solsticios de verano e invierno. Según esta teoría, la estructura megalítica de Carnac pudo haber sido construida para servir como un calendario estacional de ceremonias relacionadas con las actividades rurales, que trazaban la salida y la puesta del sol durante todo el año. 18 Mohen, Jean-Pierre. Las alineaciones de Carnac: templos neolíticos. 2000. págs. 57-58.

Diagrama del sitio de Kerlescan, con sus alineaciones y cerramiento. Thom propuso que el menhires están dispuestos en orientación con el rumbo del sol. (Credito de imagen: Centre des Monuments Nationaux)

Estas diversas teorías, a pesar de todas sus diferencias, tienden a coincidir en algo. Quien construyó las Piedras de Carnac tenía un conocimiento avanzado de ingeniería, construcción, organización y posiblemente astronomía. Esto contrasta con lo que actualmente aceptamos como cierto de las culturas y civilizaciones activas hace unos seis mil años.

En definitiva, las Piedras de Carnac son un enigma puro. Miles y miles de piedras colosales erigidas en un pedazo de costa sin razón aparente. A medida que avanza la tecnología y se realizan nuevos descubrimientos, el misterio de la menhires solo se profundiza. Puede ser que a medida que pase el tiempo descubramos que el sitio del que somos conscientes actualmente no es más que un fragmento de un secreto mucho más grande, que revelará un capítulo perdido de la historia de la humanidad.


La cultura megalítica de Bretaña

Después de haber visto todas esas impresionantes rocas y formaciones rocosas, nos sentimos aún más inspirados para aprender más sobre la cultura megalítica de Bretaña. Por este motivo, dejamos el bosque de cuento de hadas de Huelgoat y conduzca hacia la costa sur de Bretaña. Allí queremos explorar el cultura megalítica que se remonta a unos 7000 años, como dólmenes, menhires y alineaciones de piedra.

Definition of Megaliths and Menhirs

In short, Megaliths are big, undressed rocks, mostly ligned up for burial sites or cult complexes. They can either stand in groups (for example as stone alignments, stone circles or in a square form = Quadrilatère), or as solitary menhirs (standing stones). Some of you might certainly know the menhirs from Asterix Comics.

Dolmens: Prehistoric Megalithic Tombs made of Stones

Dolmens are mostly made of upright megaliths, covered with a gigantic flagstone, as you can see in the following pictures. Originally the dolmens were covered with soil and stones. Later in history, people started to remove the dirt and stones in order to use it for building houses.

During our travel through Brittany there’s always road signs that lead to dolmens and menhirs. Some are more famous like the Dolmen of Crucuno, others are more hidden, but therefore they are less touristic. So this gives us the chance to visit those fascinating places without any rush and mostly without other people around. Actually you can visit most of the menhirs and dolmens freely, no fences and no entry fees.

Small Dolmen in Berrien

Dolmen of Crucuno and Mané Groh

los Dolmen of Crucuno stands in the middle of a small viller in the municipality of Plouharnel. Right next to it villagers built a house and therefore the entry corridor, once 24 meters long, was removed. Because of that, there’s only the tomb chamber left. This chamber is nevertheless pretty spectacular for its huge ceiling plate with a weight of about 40 tons. This gigantic plate lies on 9 remaining megaliths.

Dolmen of Crucuno in the municipality of Plouharnel Dolmen of Crucuno right next to a farmhouse Entrance to the Dolmen of Crucuno

Around 800 meters further up north of Crucuno lies the no less impressive Dolmen of Mané Groh (Breton “Mané Croc’h”). Hidden in a small forest, this dolmen has something very special to offer. In fact, this megalithic tomb has four chambers, each one of them served as a tomb. A six meter long corridor leads to the symmetrical chambers to the left and right side.

Dolmen of Mané Groh Megalithic tomb of Mané Groh Corridor in the Dolmen of Mané Groh, with a tomb chamber in the back Corridor in the Dolmen of Mané Groh

Cromlech: Stone Monuments of Brittany

Just like the dolmens and menhirs, cromlechs are also a part of the megalithic culture of Brittany. Cromlech is the definition of stone monuments composed of a varying number of megaliths. For example stone circles, the so called Quadrilatères (rectangular formation) and alignments. Just a little further away from Crucuno and well hidden lies the Quadrilatère of Crucuno. This cromlech is a rectangle of 35 x 25 meters and contains the remaining number of 22 menhirs. According to current knowledge, it served as a cultic site.

Quadrilatère of Crucuno Quadrilatère of Crucuno Quadrilatère in Crucuno with man-high menhirs

The Alignments of Carnac

In the southeast of Plouharnel lies the town of Carnac. In terms of it’s surface area, it’s probably the most impressive alignment of Brittany. los carnac stones (Breton: “Steudadoù Karnag”) lign up in regular rows on a total lenght of around 4 kilometres (2.5 miles). The three largest fields of menhirs are thus Ménec, Kermario and Kerlescan, combined they count up to 3000 stones. Especially one of those menhirs, the Giant of Manio, stands out with it’s height of 6 meters (9.68 feet). These megalithic fields were arranged around 7000 years ago and once again probably served as cultic sites.

Alignments of Carnac Endlessly ligned up menhirs in Carnac Alignments of Carnac Alignments of Carnac Alignments of Carnac

Except for the alignments of Carnac, all the megalithic sites are freely accessible with no entry fees. The stones of Carnac are surrounded with stone walls, but they can be well observed from the outside. In order to see them up-close, you’ll have to book an official tour.


Stone Rows at Carnac Accidental Alignments

The largest concentration of megaliths in the world is in Carnac in Brittany. As a site to be studied, however, it has problems. Thom and Thom (1971), who surveyed the site, had great difficulty in finding a stone that had not been moved, with any degree of certainty. Nevertheless, DHK, who has visited the site, notes that the stones are not readily moved, and unless there have been organized efforts by pranksters, farmers, or builders, large-scale systematic movement is not likely to have taken place, although cromlechs (mounds enclosed by stones) have been destroyed.

The dates of the stone rows at Carnac and elsewhere in Brittany are unclear. The cromlechs seem to have been the primary focus of interest to which the rows led. At least some of these cromlechs were in existence by about 3000 b.c. However, many of the rows appear to have been built by a process of accumulation over an interval of many centuries. Burl (1993, p. 146) writes, "It is interesting that the short axis of the Ménec West cromlech, an inverted egg, is in line with midwinter sunrise and that the long axis of its eastern counterpart points in the direction of the midsummer sunset as though the two rings were complementary, each for celebrations at the year's ends." He goes on to suggest festivals at the cross-quarter days of Beltane (early May) and Samain (early November). Burl points out that there is clear evidence of ceremonial fires associated with some of the cromlechs and that such fires were frequently built in association with equinoxes and solstices. A summer solstice bonfire was built on a burial mound overlooking the rows of Carnac as late as the 19th century.

We have already mentioned the very early erection of the menhirs and one of the most spectacular features of the Carnac area, Le Grand Menhir Brisé, or Er Grah, the largest known menhir. The broken fragments of this monument now lie on the ground at Lacmariaquer. If erect, they would have had a combined height of

340 tons. It was proposed by Thom and Thom (1971) that this was a universal foresight for several backsights in the Carnac region. From these various proposed backsights (the italicized names are currently existing backsights), the orientation to Er Grah reveals the following alignments:


Menhir

A menhir (from Brittonic languages: maen o hombres, "stone" and hir o hîr, "long" [1] ), standing stone, orthostat, o lith is a large man-made upright stone, typically dating from the European middle Bronze Age. They can be found individually as monoliths, or as part of a group of similar stones. Menhirs' size can vary considerably, but often taper toward the top.

They are widely distributed across Europe, Africa and Asia, but most numerous in Western Europe particularly in Ireland, Great Britain and Brittany, where there are about 50,000 examples, [2] while there are 1,200 menhirs in northwest France alone. [3] Standing stones are usually difficult to date. They were constructed during many different periods across pre-history as part of the larger megalithic cultures in Europe and near areas.

Some menhirs have been erected next to buildings that often have an early or current religious significance. One example is the South Zeal Menhir in Devon, which formed the basis for a 12th-century monastery built by lay monks. The monastery later became the Oxenham Arms hotel, at South Zeal, and the standing stone remains in place in the ancient snug bar at the hotel.

Where menhirs appear in groups, often in a circular, oval, henge or horseshoe formation, they are sometimes called megalithic monuments. These are sites of ancient religious ceremonies, sometimes containing burial chambers. [4] The exact function of menhirs has provoked more debate than practically any other issue in European pre-history. Over the centuries, they have variously been thought to have been used by Druids for human sacrifice, used as territorial markers, or elements of a complex ideological system, used as mnemonic systems for oral cultures, [5] or functioned as early calendars. [6] Until the nineteenth century, antiquarians did not have substantial knowledge of prehistory, and their only reference points were provided by classical literature. The developments of radiocarbon dating and dendrochronology have significantly advanced scientific knowledge in this area.


Gyropod, tourist train. another way of discovering Carnac!

In Carnac, you can either walk or cycle. However, in order to discover the whole of Carnac-Plage, from the alignments right toTrinité-sur-Mer, various original solutions are available in the seaside resort.

As a couple, a visit to Carnac and its surroundings by tuk-tuk can bring a surprising colour to your getaway.

With children, the tourist mini-train y convertible bus allow you to enjoy audioguide comments while sitting comfortably, travelling effortlessly from one site to another, on a circular itinerary linking Carnac-Plage and La Trinité-sur-Mer.

In order to please your teenager, visit Carnac on a gyropod.


Ver el vídeo: The Carnac Stone Alignments